Utilizamos cookies para poder estudiar y mejorar la experiencia de usuario de los visitantes de la web. Si continuas navegando por la web entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Rubén

Buenas, mi nombre es Rubén y SOY DONANTE.

¿Por qué me hice donante? Nunca me lo pregunté hasta ahora, supongo que por el simple hecho de ayudar, algo que me enseñaron desde pequeñito.

Me hice donante de sangre muy jovencito y hace ya unos años decidí hacerme donante de médula y de órganos sin ningún tipo de motivo, porque sí. Como buen valenciano.

Tal vez lo hice porque no me gustaría encontrarme en el otro bando, porque al final esto es como una guerra, y cuantos más soldados seamos, más batallas ganaremos y al final ganaremos la guerra.

En esta vida lo único que podemos manejar desde pequeñitos es el tiempo, ¡y qué bonito es regalar 4 horas de tu tiempo! Porque solo son 4 horas, convertirlas en años de felicidad para una persona y su familia - pues no es solo la persona enferma-, es su círculo. 

Cuál fue mi sorpresa cuando, acercándose las pasadas navidades, recibí una llamada en la cual me comunicaban que podía ser compatible con un receptor. Fue una mezcla de sensaciones, nervios, incertidumbre, alegría, expectativas, en definitiva, un popurrí de emociones.

Y al final se confirmó: era COMPATIBLE. Con la gran ayuda de las personas que componen el equipo de la Fundación, el proceso fue rápido y sencillo. Y el día llegó, ¡por fin! Y regalé mis 4 horas, ¡qué sencillo!

Me siento orgulloso por pertenecer a este grupo de personas tan privilegiadas, y haber tratado con el equipo humano de esta Fundación tan maravillosa.

Puedo decir que soy DONANTE porque todo es bueno: porque te hace sentir bien, porque es bonito ayudar, porque es necesario, por un millón de cosas y por ninguna.

 SOY DONANTE PORQUE SÍ.

Página web actualizada 30/08/2018 09:49:11